Articulos de opinión

Cómo preparse para una entrevista de trabajo

En los días que corren, la mayoría de nosotros ya ha pasado por las manos de, al menos, dos o tres entrevistadores. Muchas veces, cuando después de una entrevista nos mandan la cartita de “eres bueno, pero no lo suficiente para este puesto”, nos preguntamos en qué hemos fallado o qué más podríamos haber hecho. En este artículo presento mi pequeña biblia de reglas a seguir para meterse a un entrevistador en el bolsillo.

VESTIMENTA

Regla n1. Te vestirás y deslumbrarás. El dicho de que “aunque la mona se vista de seda, mona se queda” no se aplica en este caso. Si te vistes con un buen traje de pantalón-falda y chaqueta en un color oscuro (negro, azul marino o marrón) y una camisa en color claro (blanca, azul cielo o rosada) triunfarás. Puede ser que el puesto al que quieras optar no sea de ejecutivo, pero tener una presencia correcta y elegante da muy buena imagen. Además, si más tarde tu puesto tiene uniforme o la etiqueta de tu empresa es más relajada, podrás volver a tus vaqueros de siempre. Ánimo, sólo es un día.

Regla n2. Cuida tus pies. Aunque parezca mentira, los zapatos dicen mucho de una persona. Por ejemplo, no transmite el mismo grado de profesionalidad unas botas con pelo o unas Converse que unos zapatos de cuero bien limpios. Por tanto, evita las deportivas y las botas. Si eres mujer, recuerda que los tacones estilizan mucho, pero no hay que pasarse con la altura, no vaya a ser que tu entrevista empiece estanpándote en la entrada. El zapato cómodo es un plus.

Regla n3. Atención a la higiene. Es importante aparecer impoluto en una entrevista, y esto incluye la higiene. Además de aparecer con un pelo lavado y bien peinado, es necesario, en el caso de los hombres, evitar la barba de tres días o una cresta de 10 cm llena de gomina. Las mujeres llevaremos un maquillaje discreto y las uñas bien limadas y en colores suaves. Si usas perfume, que sea una fragancia suave y échate poca cantidad.

Regla n4. Complementos. Ya que estamos vestidos y aseados nos falta el último toque, los complementos. En el caso de los chicos, lo mejor será añadir una corbata en colores suaves (amarillo claro, azul claro, azul marino, marrón o negro) y, en el caso de las chicas, añadiremos un bolso que sea de los mismos colores que nuestra indumentaria. PROHIBIDO llevar accesorios muy grandes o brillantes.

Regla n5. El fluor no es tu amigo. Ya sé que la pasada moda veraniega marca que ir de color fosforito es la caña, pero evítalo en la entrevista en TODO. Nada de uñas, color de pelo, camisas, zapatos o complementos en colores estridentes. En los colores aburridos, encontrarás la virtud.

LA INFORMACIÓN ES PODER

Antes de ir a una entrevista hay que estudiar. Tengamos en cuenta que todo enfrentamiento a un entrevistador es una prueba en la que ponemos toda nuestra experiencia, conocimientos y aptitudes en el asador. Por tanto, un poco de información nos irá bien para no quedarnos en blanco en el momento clave.

Regla n1. Detective Sherlock Holmes. Busca por internet toda la información posible relativa a la empresa: cuándo, dónde y quién la fundó, cuál es su objetivo, dónde tiene sucursales, quíenes son sus principales clientes, cuáles son las últimas noticias sobre el sector…

Regla n2. Infórmate sobre el puesto. No llegues a la entrevista sin saber en qué consiste el puesto al que optas. Normalmente, nos harán muchas preguntas relativas a si tenemos aptitudes adecuadas para el empleo, cuáles son los puntos que más nos gustan de su oferta y por qué queremos trabajar con ellos. Prepárate las preguntas de memorieta si es necesario.

Regla n3. Cuidado con las redes sociales. La información es poder, y no dudes en que más del 70% de los entrevistadores buscan información en internet sobre los candidatos. Por tanto, si tienes redes sociales, no publiques contenido demasiado personal (religión, estado civil, creencias políticas…)o haz que tu contenido sea privado . Revisa en qué páginas tienes una cuenta y si te interesa que la empresa vea que estás ligado a dicha web. Para comprobar toda la información pública sobre tí en Internet, introduce “tu nombre completo” entre comillas en cualquier motor de búsqueda.

QUIERO PREGUNTAR UNA PREGUNTA

Realizar las cuestiones adecuadas en el momento justo da puntos. Aquí una muestra de las preguntas que no debes hacer y cuáles te subirán un peldaño en el ranking de “futuro empleado”.

:)Pregunta OK: ¿Qué requisitos debería tener su candidato ideal?

:)Pregunta OK: ¿Tiene su empresa posibilidad de hacer mi puesto fijo?

:)Pregunta OK: ¿Cuáles son las necesidades futuras de la empresa y cómo podría ayudar?

:*Pregunta KO: ¿Cuál es el papel de su campaña? (Se supone que te podrías haber informado de eso).

:*Pregunta KO: He oído que hace un mes despidieron al secretario por escándalo público. (Deja los rumores y cotilleos para Telecinco).

:*Pregunta KO: ¿Cuál es mi horario y cuánto voy a ganar? ¿Cuántas días de vacaciones voy a tener? (Esta información ya la verás en tu contrato, el cual no leerás jamás si empiezas preguntado eso, so vago)

:*Pregunta KO: ¿A qué dedica usted el tiempo libre? (Ni se te ocurra hacerle preguntas personales a quien te entrevista, es él quien hace las preguntas)

ENTRA CON BUEN PIE

Por último, en el momento de hacer la entrevista, tenemos que cuidar nuestra expresión y postura corporal. Dado que en esta situación nos jugamos mucho, nada menos que un empleo, mantener los nervios a raya es fundamental. Los 6 Mandamientos sobre la presentación ideal son:

Mandamiento 1. Ponte recto. Cuando te presentes al entrevistador, ponte erguido con la cabeza levantada, ya que denota seguridad. Si estás sentado, no te apoyes totalmente en el respaldo de la silla, ya que podrías parecer un poco pasota. Sentarse en el medio de la silla con la espalda recta es la posición adecuada.

Mandamiento 2. Cuidado con las piernas. Si te invitan a sentarte, además de estar erguido, hay que tener en cuenta tus piernas. Mucha gente, cuando está nerviosa, mueve las piernas al ritmo de samba para eliminar tensiones o cruza las piernas y acaba adoptando una postura a lo Lina Morgan. Intenta calmarte, no moverte y mantener ambos pies sobre el suelo.

Mandamiento 3. Más feliz que Marisol. No quiere decir que te rias todo el rato, pero a todo el mundo le gusta una persona que sea agradable, asi que si ocurre algún percance o te sueltan una bromita, sonríe.

Mandamiento 4. Dedos espirituales. Las manos nos ayudan a expresarnos, o tal vez no. Atención, es bueno ser expresivo pero tampoco hay que parecer un controlador aéreo. Múevete con suavidad y cuando sea necesario escenificar algo.

Mandamiento 5. Preparado para un bombardeo. Una forma de ganar minipuntos, es conocer a la perfección tu curriculum, asi que lleva contigo una copia por si acaso.

Mandamiento 6. Sígueles la pista. Y el último paso a seguir, es que uno o dos días después de la entrevísta, envíale a la empresa un mensaje agradeciéndole la oportunidad que te ha ofrecido y mostrando lo interesadísimo que estás en su oferta de empleo.

Espero que estos trucos ayuden a muchos a salir de la crisis, ánimo, ¡nosotros podemos!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s